martes, 29 de junio de 2010

Indulto Bicentenario se convierte en el gran dilema de Piñera:

 Decidir si acoge la propuesta de la Iglesia y si la aplica a militares violadores de derechos humanos. Vicario Alfonso Baeza pide prudencia: “Si los indultan, primero deben mostrar arrepentimiento”

Cambio 21 

http://www.cambio21.cl/noticia.php?noticia_id=20541&categoria_id=61

Fecha de publicación: 29-06-2010
Fue en julio de 2009 cuando la jerarquía de la Iglesia Católica comunicó su intención de proponer un indulto masivo, considerando que este año el país celebra el Bicentenario de su Independencia.

La noticia causó una gran polémica por el eventual “perdonazo” que alcanzaría hasta para militares que violaron los derechos humanos durante la dictadura. No obstante, el propio gobierno de la Presidenta Michelle Bachelet, aseguró que de aplicarse el beneficio, en ningún caso se consideraba para este tipo de personas.

Pero el 11 de marzo, una vez que asumió Sebastián Piñera, el panorama fue distinto. Si bien, el Presidente no planteó una posición clara respecto al tema en su campaña, se mostró a favor de “acelerar los procesos en contra de militares involucrados en temas de derechos humanos”, situación que causó el profundo rechazo entre los familiares de detenidos desaparecidos.

La Iglesia Católica propone el indulto a reos mayores de 70 años, condenados por delitos menores, encarcelados que sufran enfermedades terminales y madres en etapa de crianza de sus hijos.

El martes 13 de julio, el Comité Permanente de la Conferencia Episcopal se reunirá a debatir la agenda de la Iglesia. La tabla, como otras veces, ya está definida y cobrará especial relevancia porque ese día recibirán la propuesta final que le encargaran dos de sus hombres sobre el Indulto Bicentenario.

Gobierno en jaque
En el Ejecutivo ven como lejana la posibilidad de beneficiar por esa vía a condenados por delitos graves, como hechos de sangre o de alta connotación social.

Además de las repercusiones políticas y en la opinión pública que podría tener una decisión de esa naturaleza, el problema del gobierno es que si extiende el indulto a un ex militar vinculado a un hecho de sangre, la misma medida podría favorecer a civiles presos por crímenes de la misma tipificación.

Altos funcionarios del Ejecutivo creen que el indulto será de carácter "restrictivo". De lo contrario -explican- podría darse una mala señal en el combate a la delincuencia, al existir pocas chances de establecer diferencias entre culpables de violaciones a los derechos humanos y condenados por un homicidio sin connotación política.

Sin embargo, la inclinación del gobierno a no incluir casos graves iría en contra de la postura mayoritaria de parlamentarios oficialistas que -con motivo del Bicentenario y en un gesto de unidad- piden que se conceda algún tipo de beneficio carcelario a ex uniformados, que cumplían órdenes, que no tuvieron participación reiterada en delitos o no estuvieron directamente involucrados.

Alfonso Baeza: “Hasta ahora, todo ha estado en la penumbra

En conversación con Cambio21, el sacerdote y ex Vicario de la pastoral de los Trabajadores, Alfonso Baeza, afirmó que “yo creo que esto del indulto tiene que ser una cosa de caso a caso. Las personas que sean indultadas, considero que deberían –por lo menos- haber demostrado un poco de arrepentimiento o que hayan ayudado a esclarecer casos, porque hasta ahora gracias al silencio es que aún existen detenidos desaparecidos”.

En cuanto a quién otorgarle el beneficio, Baeza asegura que “para ser coherente, siempre he sido partidario de que sea para todos lo enfermos terminales, pero no sólo para los militares, porque aquí se aprovechan los que tiene más poder y pueden llegar a los medios, pero ¿qué pasa con los más pobres? A ellos también se les debe dar una oportunidad y siempre y cuando sea así yo estaré a favor, para que terminen sus vidas al lado de sus familias”.

A juicio del sacerdote, “hasta ahora, todo ha estado en la penumbra. A mi me parece que hay una gran lista de personas que estuvieron involucradas en las violaciones a los derechos humanos y hasta ahora todo está oculto, por eso no me apresuraría por darle el indulto a todos”.

Rafael Villarroel: “Esperamos una solución del gobierno para el Bicentenario”

Por su parte el presidente de la organización de militares retirados Chile mi Patria, general (r) Rafael Villarroel, pidió a Piñera proponer una solución para el presente año a los casos de militares que se encuentran con problemas de salud y que están encarcelados.

"La Concertación trata muy mal a los militares, así que estamos esperando con mucha esperanza una nueva manera de ver las cosas, una solución que esperamos se dé en el Bicentenario", manifestó Villarroel.

En tanto el ministro de Justicia, Felipe Bulnes, aseguró que el Indulto Bicentenario no es parte del programa de gobierno de Sebastián Piñera, sino una iniciativa de la Iglesia que probablemente será presentada para los 200 años de independencia del país, en septiembre.

Mireya García: "Pedir indulto por enfermedad es un aprovechamiento injustificado"

Por su lado la vicepresidenta de la Agrupación de Familiares de Detenidos Desaparecidos (AFDD), Mireya García, afirmó que los militares condenados no se pueden aprovechar de su condición de salud o de edad para pedir indultos.

"Así son los ciclos de la vida: la vida y la muerte son parte de nuestra existencia y esto de ninguna manera implica que, por ejemplo, en los casos de violadores a los derechos humanos tengan que quedar libres porque tuvieron alguna enfermedad que finalmente les significó su deceso", dijo García.

Agregó que "ese es un aprovechamiento que no tiene ningún sentido, ninguna explicación ni justificación".




_________________________________

No hay comentarios: