lunes, 17 de noviembre de 2008

CADENA PERPETUA EFECTIVA PARA ARELLANO STARK



La historia de la dictadura militar en Chile, impuesta por la derecha política de nuestro país y el Imperialismo Norteamenricano, con su anticomunismo enmarcado dentro de la guerra fría, que el ejército chileno dice haber adherido, es una historia llena de horrores propios y semejantes a los de las más espeluznantes novelas de terror que podamos hallar en la literatura mundial. No hay acto macabro que se escape de figurar en esta historia…cuellos degollados, dedos cortados, ojos sacados con cucharas, huesos y órganos vitales cortados con corvos, rostros quemados con sopletes, estómagos abiertos de cuello a pelvis, y otros tantos horrores que pueden llenar páginas y páginas de un dramático listado.


A la derecha y a sus líderes políticos, que fueron el cerebro de tantos crímenes de lesa humanidad y crímenes económicos que hasta hoy nos afectan, porque fueron perpetuados y consolidados por un modelo y una constitución hecha a la medida, le interesa por sobre todo imponer la amnesia de lo sucedido, como arma de dominación y sometimiento. Nos hablan de olvidar lo que ya sucedió hace tanto tiempo y nos dicen que es importante caminar hacia el futuro, sin mirar atrás, y en cuanto avanzamos un paso, en nuestra búsqueda y hallazgo de la justicia, a sus líderes militares, los que hicieron el trabajo sucio, se les declara la amnesia clínica o patológica.


Es lo que hoy le sucede a “El Lobo”, general de ejército que con orgullo llevaba ese nombre, el que aludía seguramente a sus características personales y su forma de actuar antes y después del golpe de estado; general de ejército que fue al mando de la comitiva de la caravana de la muerte, en ese vuelo del Puma, que realizaron a lo largo de Chile, dejando a su paso tantos inocentes asesinados, en ese juego de guerra que él, junto a Pinochet y al Mamo Contreras elaboraron, con astucia y con inteligencia de lobo, pero, de un lobo asesino.

Sergio Arellano Stark hoy está aquejado de un nivel serio de Alzheimer, lo que le produce desubicación en tiempo y espacio, importante pérdida de memoria, y relaciona situaciones de la vida común con dificultad. Un severo deterioro mental y clínico que arrojan los resultados de los exámenes practicados por peritos del Servicio Médico Legal (SML) en el Hospital Militar al ex jefe de la Caravana de la Muerte.


Que lamentable y extraño es que él sufra de alzheimer, porque incluso se liberará del castigo que nos impone la propia memoria cuando se cometen crímenes, y extraño, porque es uno de esos criminales que fueron premiados por la dictadura y los sectores políticos que están detrás de ellos, con ascensos en sus carreras militares y reconocimientos sociales y políticos por tan excelente cumplimiento de órdenes y misiones. Teniendo por todos estos años pasados unas vidas seguras de bienestares físicos y económicos.


Nosotros, los familiares de las víctimas, también estamos viejos y enfermos. Y empobrecidos, porque jamás recuperamos el rumbo de nuestras vidas después de la pérdida horripilante de nuestros hermanos, padres, hijos, cónyuges, nietos, tíos, primos o sobrinos; pero, no hemos perdido la memoria, ni la entereza para seguir adelante en nuestra lucha de búsqueda de la verdad, justicia y castigo para los culpables, para que nunca más en Chile el ejército sea tomado por una pandilla de criminales que dejaron nuestra tierra bañada en sangre y nuestro Estado saqueado.


Nosotros, los familiares de las víctimas de la Caravana de la Muerte, exigimos que este y todos los asesinos que conformaron esta macabra comitiva sean condenados a cadena perpetua efectiva, y si dicen haber perdido la memoria, situación personal que no interfiere en la memoria colectiva ni en el deber de un Estado, que es privar de libertad a quienes constituyen un "peligro para la seguridad de la sociedad", que cumplan sus penas en un recinto público destinado a enfermos siquiátricos.


Para que el Nunca Más no sea solo una frase, debemos castigar a los culpables de tanta barbarie, dejando un precedente histórico y judicial que nos permita ser verdaderamente un Estado de Derecho.


Angélica Palleras N.
Hermana de
Adolfo Palleras N.












Ejecutado en tortura
Caravana de la Muerte - Copiapó



:::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::
_______________________

No hay comentarios: